Helena Groot: entrevista con la nueva directora de la Academia de Ciencias – Ciencia – Vida


Desde este miércoles la Academia Colombiana de Ciencias Exactas, Físicas y Naturales (Accefyn) contará con una nueva presidenta. Al botánico Enrique Forero, quien ocupa este cargo desde el 2013, lo relevará la microbióloga y genetista colombiana Helena Groot de Restrepo.

US Remote Software Jobs

En una lista de diez hombres que han estado al frente de la Academia desde su creación en 1936, ella será la primera científica mujer que presida las labores de esta institución que se convertirá en la sexta academia del continente americano con una presidenta, después de Estados Unidos, México, Brasil, Argentina y Chile.

(Le puede interesar: Los retos que tendrá que asumir Arturo Luna, el nuevo ministro de Ciencias).

Profesora titular de la Universidad de los Andes, Groot tiene una amplia trayectoria en investigación y docencia en campos como la genética humana, toxicológica y ambiental, epidemiología molecular, biotecnología, entre otras.

Es microbióloga y magíster en Ciencias de la Biología de esta misma institución, en la que ha ocupado cargos como directora del Departamento de Ciencias Biológicas y donde, desde 1984, es directora del Laboratorio de Genética Humana.

En más de 50 años de carrera ha recibido reconocimientos como el Premio Nacional al Mérito Científico, de la Asociación Colombiana para el Avance de la Ciencia (Avanciencia). Es investigadora emérita de Colciencias (hoy Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación) y dentro de la Accefyn es una de las once mujeres que han sido nombradas miembros de número.

Una importante carrera que empezó desde muy pequeña con su fascinación por ese mundo microscópico y difícil de ver que también fue el objeto de estudio de su padre, el doctor Hernando Groot, un investigador muy importante en el campo de la virología en el país.

Ahora, desde este nuevo rol en la Academia de Ciencias, espera continuar impulsando la labor científica en el país. Sobre este nuevo reto, la profesora Groot habló con EL TIEMPO.

(Puede leer: ¿Tiene doctorado y quiere trabajar en el Gobierno Petro? Abrieron convocatoria).

¿Qué representa para usted este nombramiento?

Es muy significativo, la verdad, es una oportunidad que no la había contemplado. Para mí significa varias cosas, es una oportunidad para trabajar y servir a la Academia de Ciencias en sus diversos programas para promoción de la ciencia. Es una entidad que aprecio muchísimo por toda la labor que hace dando a conocer al país la actividad de científicos muy importantes.

Pensar que hubo un grupo de personas que pensaron en mí para tal fin es muy satisfactorio, por el respeto que le tengo a la Academia. Las mujeres en general somos polifacéticas, jugamos muchos papeles y tenemos el potencial para desempeñarlos exitosamente.

El presidente de la Academia de Ciencias, Enrique Forero, junto al candidato Gustavo Petro.

El expresidente de la Academia de Ciencias, Enrique Forero, junto al presidente Gustavo Petro.

¿Cómo se dio el nombramiento?

Al finalizar la tarea del doctor Enrique Forero, que ha hecho una brillante labor y por estatutos ya no podía continuar y estaba pensando en dejar la presidencia, hubo una votación de los académicos.

El presidente se elige de una lista de candidatos para la elección. Para mí fue muy satisfactorio ser elegida el pasado 13 de julio. Creo que las personas que propusieron mi nombre vieron, primero, mi interés por la Academia y, segundo, no es por vanidad, pero tengo una trayectoria de investigación importante desde hace varios años. Para mí significó mucho.

¿Cómo ve el panorama de la Academia de Ciencias hoy en día? ¿Qué retos enfrenta?

Hay que hacer conocer al público en general que la ciencia con su método científico genera desarrollo humano

Es una institución que reúne a los investigadores y científicos más importantes dentro y fuera del país. Los retos son lograr una convocatoria amplia y activa de los académicos y continuar dando a conocer los grandes esfuerzos que hacen por avanzar en ciencia. La ciencia es un motor de desarrollo, gracias a ella viene la ampliación del conocimiento, la tecnología y la innovación.

Por otro lado, debemos hacer crecer en el conocimiento a través del método científico; la Academia tiene unos programas muy interesantes de divulgación de la ciencia, de formación de nuevos investigadores, que deben continuar.

¿Cuál debería ser el rol de la Academia hoy?

Por su naturaleza de cuerpo consultivo del Gobierno Nacional, la Academia está siempre dispuesta a responder las preguntas que reciba. Hoy es más importante que nunca seguir asesorando al Gobierno como ya se ha hecho y encontrar la forma de que la ciencia llegue a él, que enriquezca sus programas a través de esta conexión. Yo estoy dispuesta a ver eso y a continuar con todos los esfuerzos que ha hecho la Academia para relacionarse con el Gobierno y con la política.

Sé que ha habido una argumentación con diferentes ideas, pero tenemos que llegar a la base de que la ciencia es importante para el desarrollo y encontrar la forma para que se continúe realizando.

(Puede leer: ¿Por qué no sentimos que la Tierra está girando a gran velocidad?).

¿Qué espera lograr como presidenta de la Academia?

Por un lado, pienso continuar con las actividades actuales y estimular la práctica científica en los estudiantes de ciencia en las diversas universidades del país. La Academia es un punto de encuentro de investigadores de excelencia para que puedan ayudarse mutuamente, quiero también mantener una comunicación permanente con los capítulos regionales, estar muy presente en todos los esfuerzos que hacen en las regiones para impulsar la ciencia.

¿Cómo ve el tema de equidad en la ciencia en el país?

Está muy de moda lo de primera mujer; para mí es la primera oportunidad de llegar a un cargo así de importante, y aprecio mucho el nombramiento. Ahora, por ser la primera mujer lo que quisiera decir es que es una cosa importante como ejemplo de que, aunque en algunas ocasiones el trabajo femenino se haya visto en el pasado como algo poco considerado, con todo el valor que tiene, hay mujeres muy bien preparadas, que están ocupando cada vez mayores puestos significativos en muchos campos, y esto es una cosa creciente al tener más mujeres bien formadas y más mujeres interesadas por la ciencia. La naturaleza de la ciencia no hace diferenciación ni preferencia por ningún grupo.

¿Qué cree que le falta a Colombia para darle prioridad a la ciencia?

Creo que es principalmente porque no se ha entendido la gran labor que tiene la ciencia en el desarrollo. Hay que creer en ella, creer en la investigación científica libre, porque la ciencia tiene sus propios derroteros. Una ciencia hecha con rigor, con constancia, con creación de conocimiento nuevo, conducente a resultados que, en el presente o en el futuro, contribuyan al desarrollo del país. Hay que hacer conocer al público en general que la ciencia con su método científico genera desarrollo humano, fortalece la educación, obtiene desarrollo tecnológico, apoya la formación de nuevos investigadores y genera un círculo virtuoso de desarrollo nacional.

Para conseguirlo, debemos tener la posibilidad de obtener recursos adecuados para el desarrollo de los proyectos de investigación, para educación y formación de nuevos investigadores, para la creación de centros o institutos de investigación donde se puedan desarrollar los proyectos, y la educación en ciencia.

(Siga leyendo: Científica mexicana ayuda a revelar increíbles criaturas del fondo del océano).

¿Cómo se interesó por la ciencia y la microbiología?

Siempre me ha interesado el mundo que no vemos, que se necesita un lente para verlo. Hay campos de la biología maravillosos, como la botánica o la zoología, pero desde el principio me interesó mucho ese mundo al que tenemos que tener otra forma de mirarlo, el mundo microscópico. Me interesé mucho por los virus, en un principio, por las bacterias, por los hongos, pensando en experiencias como los hallazgos de Fleming con los antibióticos, provenientes de un hongo; eso me ha interesado mucho, y poco a poco llegué desde el fenotipo, lo que producen, hasta el genotipo y entré a interesarme por la genética, transversal para todos los organismos vivientes, para todas las poblaciones humanas.

La ciencia es un motor de desarrollo, gracias a ella viene la ampliación del conocimiento, la tecnología y la innovación

Estudié eso principalmente porque vengo de un hogar donde mi papá, el doctor Hernando Groot, fue un investigador muy importante en el campo de la virología, en medicina tropical. Él estudiaba los virus de la encefalitis, de la fiebre amarilla, y eso me parecía tan maravilloso, su relación con la enfermedad, con el control de epidemias y qué se podía hacer.

Como investigadora, ¿en qué proyectos trabaja actualmente?

En líneas generales, tenemos proyectos en combinación con algunos médicos en biomedicina, estudiando algunas enfermedades características del sistema nervioso. Tenemos también trabajos en genética de poblaciones humanas para entender cómo algunas características dan mayor o menor susceptibilidad ante ciertas enfermedades. Tenemos un proyecto en curso para entender en yacimientos arqueológicos algunos datos de genética para poder agrupar algunos conocimientos en cuanto a grupos de personas, y en química, trabajamos en el análisis de nuevas formas de tratar enfermedades y algunos casos de cáncer. Entre muchos otros temas.

ALEJANDRA LÓPEZ PLAZAS
REDACCIÓN CIENCIA
EL TIEMPO
@TiempodeCiencia

Más noticias

En Colombia crecen más de la mitad de las plantas alimenticias del mundo

Comisión de empalme: las reformas que proponen para impulsar la ciencia

Tito Crissien: ‘Alcanzamos el 1,01 % del PIB en actividades de ciencia’



Source link

Leave a Reply

Your email address will not be published.