La peste negra, investigadores descubrieron donde y como se originó – Europa – Internacional


La peste negra es considerada como la pandemia más devastadora de la historia. Durante siglos, el origen de esta enfermedad fue un misterio y un gran tema de debate. Sin embargo, un grupo de científicos ha logrado descifrar la verdad.

Esta epidemia surgió a finales de la Edad Media, en el siglo XIV, y le arrebató la vida a más de 50 millones de personas en Asia Menor, Oriente Medio, el norte de África y Europa, lo cual representó el 60% de la población del Viejo Continente.

Esta información fue documentada por el historiador de la época Ole J. Benedictow, en su libro ‘La Peste Negra’ (1346-1353). Además, otros autores justificaban que la pandemia se había originado gracias a un “castigo de Dios”, como fue el caso del cronista Gabriele de Mussis.

(Le sugerimos: Rusia le propone a Ucrania ‘alzar bandera blanca’ y permitir evacuaciones). 

Eran miles las especulaciones que se hacían al respecto, pero nadie lograba encontrar una explicación concisa. Mientras tanto, la peste se seguía extendiendo por medio del aire y agua contaminadas, lo que desencadenó la muerte de más de la mitad de la población del continente

¿Cuál fue su origen?

El miércoles 15 de junio, la revista especializada ‘Nature’ publicó un artículo en el que reveló que la peste negra se originó en el norte del actual Kirguistán, cerca de la frontera occidental de China, a finales de 1330.

Un grupo de arqueólogos y genetistas del Instituto Max Planck de Antropología Evolutiva y las universidades de Tübingen, en Alemania, y Stirling, en Escocia; hicieron este análisis mediante los cuerpos hallados en las necrópolis de los pueblos de Kara-Djigach y Burana, en Kirguistán.

En un estudio cronológico de estos cadáveres, se demostró que entre los años 1338 y 1339 hubo un incremento en los fallecimientos en la región, especialmente de las personas que provenían de una pequeña provincia llamada Tian Shan.

Los expertos tomaron 50 miligramos de esmalte y dentina de los restos humanos excavados. En este análisis, se encontró la presencia de una bacteria denominada Yersinia pestis, la cual se había demostrado que fue de la peste.

Adicionalmente, esta bacteria fue transmitida mediante ratas y pulgas. Los roedores que viven actualmente en esa región de Tien Shan son portadores de una cepa de la bacteria muy cercana a las de las víctimas humanas de 1338-1339.

No solamente hemos hallado el ancestro de la muerte negra, sino también el de las cepas de peste que circulan actualmente por el mundo” añadió Johannes Krause del Instituto Max Planck.

(Siga leyendo: Florida: joven murió luego de que su madrastra le disparara por error).

Peste negra

La Peste negra acabó con más de la mitad de la población del Viejo Continente.

“Nuestro estudio pone fin a uno de los mayores y más famosos interrogantes de la historia y determina cuándo y dónde surgió el asesino de humanos más notorio en infame”, señaló Phil Slavin, uno de los autores del artículo.

Los investigadores determinaron que en la región de Tian Shan habitaban comunidades étnicas que establecieron vínculos con personas de Europa y Asia debido a actividades de comercio.

(Lea además: Estados Unidos anuncia nuevo paquete de ayudas para armamento a Ucrania).

Los habitantes movilizaban los productos que vendían mediante barcos que arribaban en puertos del Mar Negro y el Mar Mediterráneo. De esta forma, fue como la peste se expandió por todo el Antiguo Continente.

Más noticias

EE. UU. refuerza el armamento ucraniano con más misiles y artillería.

En qué consiste polémico programa de expulsión de migrantes del Reino Unido.

¿De qué hablaron Vladimir Putin y el presidente chino Xi Jinping?.

Tendencias EL TIEMPO.
*Con información de EFE.





Source link

Leave a Reply

Your email address will not be published.