Federico Gutiérrez, el candidato presidencial del Equipo por Colombia, anunció hace unos días a Rodrigo Lara Sánchez como su fórmula vicepresidencial y quien lo acompañará en la campaña de cara a las elecciones presidenciales.

(Lea también: Rodrigo Lara Sánchez, el pupilo de Fajardo que será fórmula de Fico)

El neivano Rodrigo Lara Sánchez tenía 13 años en 1984, cuando las balas del narcotráfico asesinaron a su padre, el exministro de Justicia Rodrigo Lara Bonilla.

Lara Sánchez –médico cirujano del tórax y profesor universitario– fue alcalde de la capital del Huila entre 2016 y 2019, por la Alianza Verde, el mismo periodo en el que Gutiérrez fue alcalde de Medellín, pero el año pasado saltó al Nuevo Liberalismo junto a su medio hermano, el senador Rodrigo Lara Bonilla.

El anuncio de que ambos exmandatarios hicieron llave para las presidenciales tomó por sorpresa a varios sectores, por la cercanía que Lara Sánchez tuvo durante la última década con el también candidato presidencial Sergio Fajardo.

(Le recomendamos: Elecciones 2022: racismo, primer tema de debate de los ‘Vices’)

Debate en vivo

Sobre la discusión alrededor del racismo que se ha dado en la campaña electoral, Lara Sánchez expresó que es un problema que se debe superar “para que tengamos un programa incluyente y construir una Colombia para todos. Yo creo que hay una deuda histórica”, aseguró. 

Con respecto al tema de seguridad, paz y negociación Lara fue enfático en que apoyó el Sí en el acuerdo de paz. “Puede que no haya sido lo mejor, puede que no sea perfecto pero creo que ya es el camino que ya iniciamos y vamos a seguir recorriendo. Yo estuve en la firma de los acuerdos de paz como alcalde, en el territorio, con un trabajo con aquellas personas que abandonaron la vía de las armas. Apoyándolos en la construcción de diferentes proyectos productivos”, aseguró. 

Y agregó: “La paz logró cambiarle la cara a muchos de estos sitios azotados por la violencia. Aquellos que utilizan el poder de las armas para intimidar, tienen que tener el peso del Estado. No pueden seguir y esto se lo digo a las disidencias: escogieron el camino que no era”.

También afirmó que no acabaría con el Esmad: Al respecto Lara dijo que el problema no es la institucionalidad. “El problema no es el organismo como tal, el problema no es la institucionalidad. Este país hay personas que pretenden debilitar la institucionalidad. Hay que garantizar el derecho a la seguridad que no es de derecha o de izquierda. sto no es de un color político, es un bien de todo ciudadano que está garantizado en la Constitución. Pienso que el Esmad tiene sus errores a titulo individual. No debilitemos más la democracia más de este país. Hagamos que la justicia sea real No creo que la salida sea debilitar la institucionalidad”. 

“Una cosa es el derecho a la protesta que nosotros debemos proteger y otra cosa es justificar la violencia, el vandalismo, a acabar con este país2, afirmó.

Respecto a los diálogos con César Gaviria, Lara respondió: “Estamos abiertos a todos los sectores políticos. Colombia merece que todos los actores políticos se sienten. Aquí los partidos políticos han sido parte de las debilidades y fortalezas del país. Hay que sentarse con todos porque hemos tenido aciertos y desacierto. Espero que después del 7 (de agosto) nos sentemos con Gustavo Petro”

NOTICIA EN DESARROLLO…



Source link

Leave a Reply

Your email address will not be published.